rampart graf

Rampart

Cada acontecimiento o proyecto social, tiene tantas versiones como personas que participan en él.

Mi propia versión personal del Centro Social de Rampart sería que nació, junto con muchas otras okupas en 2004, debido a la necesidad de alojar a cientos de asistentes al Foro Social Europeo y las alternativas adyacentes.

Las reuniones para la preparación de dicho foro sí reconocieron la necesidad, y el problema de acoger a un número tan grande de personas en la ciudad más cara del Reino Unido, probablemente de Europa.

Pero la posibilidad de alojarlos en okupas fue mofada sin piedad en las reuniones del FSE.

De todos modos, decenas de anarquistas y otras clases de activistas se pusieron a ocupar tantos edificios vacíos como fuera posible, lo más grandes y estables posible. Todos los edificios okupados como resultado habían estado vacíos muchísimo tiempo, dejados a su suerte para acabar de pudrirse por propietarios y promotores inmobiliarios, porque normalmente el valor de mercado del mero suelo es mayor que el de un edificio entero, especialmente si necesita “demasiadas” reparaciones y el permiso de planificación ya se ha concedido para demoler y luego edificar .

El FSE fue un éxito, y miles de asistentes se alojaron en alojamientos legítimos y legales, mientras que solo unos pocos cientos se quedaron en okupas como Rampart. Pero hoy se lo considera toda una odisea no relatada, que prácticamente sin recursos propios, toda una organización no jerárquica consiguió crear alojamiento para tanta gente durante más de una semana.

Los medios nunca supieron, o no informaron sobre esto; solo se centraron en el dinero que el entonces alcalde de Londres estaba gastando en los eventos y acomodando ‘a izquierdistas’ de toda Europa.

Lo mismo no se informa sobre la especulación y lo que hace a los edificios y a las comunidades.

En las partes más ‘deseadas’ de Londres, algunos edificios se dejan vacíos durante años, los techos se rompen para acelerar su deterioro, algunas veces los okupas ganan acceso para destacar la locura de tener edificios vacíos y, al mismo tiempo, gente sin hogar. Demoran el proceso durante dos semanas, dos meses… luego son desalojados y los propietarios pueden continuar con la destrucción y posterior venta a otro negocio, para obtener más ganancias porque es su propiedad, y pueden hacer lo que quieran con ella.

Así que las okupas generalmente no se quedan okupadas por mucho tiempo. La okupa más emocionante que recuerdo estuvo en Aberdeen Road, en 2001. Amigo llamado ##ohf6Kie## hablaba así de ella: “Alucino con que esté aún ahí, después de dos meses. Estamos más acostumbrados a una semana, dos semanas. Por las nubes estábamos cuando Stoke Newington duró tres semanas. Pero dos meses!”

Así que, tres semanas después del final del FSE, muchas okupas que se abrieron para acomodar eventos y asistentes fueron desalojadas. Todas excepto Rampart.

Rampart sobrevivió muchos años y proporcionó espacio y recursos para muchas buenas y nobles causas sociales, como salas de reuniones, salas para ordenadores, incluso una sala de edición de videos, una estación de radio pirata y todo un hacklab: una sala llena de ordenadores, todos recogidos de vertederos y reparados y puestos en buen uso para talleres sobre cómo producir documentos, libros, programas de radio y noticias … donados o salvados de vertederos.

Fueron muchos años, gracias a un edificio que, si no hubiera sido por la dedicación gratuita de unas pocas personas, sin duda muy privilegiadas, que podían permitirse y decidieron dedicarse a tiempo completo a un proyecto que no les hizo ganar dinero ni amigos, en lugar de trabajar en empleos remunerados, se habría podrido hasta caerse en la búsqueda de ganancias capitalistas por parte del propietario, que preferiría esperar a que la especulación le de buen dinero antes que dejar que la gente lo use en un contexto de tanta gente sin techo. Ahora es el hogar de grupos como Bicicología, el hacklab y el nuestro de apoyo a inmigrantes.